Todo lo que no sabías de las raíces de los cactus

Las raíces de los cactus al detalle. Características y curiosidades

Las raíces de los cactus en detalle

Si alguna vez has conducido por un desierto o por un campo muy árido, es posible que te hayas preguntado cómo los cactus sobreviven a los elementos extremos del desierto y si tienen o no raíces.

¿Los cactus tienen raíces?

Los cactus sí tienen raíces. De hecho, pueden tener múltiples tipos de raíces que, junto con el cuerpo del cactus, les permiten sobrevivir en las duras condiciones del desierto.

Los cactus son plantas increíbles y diversificadas. Hay mucho que saber sobre cómo sus raíces ayudan en su supervivencia.

Cacts-raices-mesa

¿Cómo son las raíces de cactus?

Cada tipo de cactus tiene un carácter único, tanto en el exterior como en lo que respecta a sus raíces.

Muchos cactus tienen largas raíces fibrosas que parecen hebras de aire.

Estas raíces son, básicamente, sistemas extensivos que se desarrollan lateralmente lejos de la planta.

En el desierto, estas raíces tienden a ser poco profundas, mientras que en las áreas que reciben más precipitaciones y donde hay más competencia, las raíces serán más profundas a medida que intenten competir y encontrar agua y nutrientes necesarios.

Otros, como los cactus de barril tienen sistemas de raíces menos profundos que son más compactos, lo que les permite recoger el agua de rocío que cae de los cactus.

Si bien esto puede no parecer suficiente agua para sostener una planta, los cactus han evolucionado para sobrevivir con mínimas cantidades de agua, absorbiendo la mayor cantidad posible a través de su sistema de raíces.

Existen múltiples tipos de raíces que pueden formar el sistema de raíces de un cactus.

Estos diferentes tipos de raíces contribuyen a la capacidad de los cactus para sobrevivir en una amplia gama de condiciones.

Raíces de supervivencia: cómo los diferentes tipos de raíces ayudan a los cactus a sobrevivir

Cactus-raices-mesa

Tipos de raíces de los cactus

Existen diferentes tipos de raíces que sirven para su propio propósito.

Dependiendo de la especie, un cactus puede tener uno o más de los siguientes tipos de raíces: aéreas, laterales o primarias.

Raíz aérea

Las aéreas crecen de algunas especies de cactus, pero no de todas. Únicamente veras raíces aéreas en especies que tienen tallos, como el cactus de Navidad y especies trepadoras como los cactus de orquídeas y el Cereus de floración nocturna.

Son típicamente blancas, y en algún caso también pueden ser rosadas.

Si un cactus no obtiene suficiente agua a través de sus raíces en el suelo, pero la atmósfera es húmeda, las raíces aéreas pueden comenzar a crecer en un esfuerzo por recoger el agua de la atmósfera circundante.

Al igual que muchas otras plantas, los cactus se basan en sus raíces para obtener agua. Por lo tanto, no es sorprendente que si no hay suficiente humedad en el suelo, pero el aire es húmedo, broten raíces aéreas para intentar adquirir esa humedad.

Estas raíces también pueden servir como un ancla para escalar cactus mientras se agarran a rocas y árboles.

Raíz primaria

Las raíces principales son raíces largas y gruesas que se extienden hacia abajo.

Ayudan a anclar la planta y le permiten alcanzar el agua y los nutrientes ubicados más abajo en las capas subterráneas del suelo.

La raíz principal es la primera raíz que se forma después de la germinación y es la columna vertebral del sistema radicular.

La raíz principal surge de la radícula, también conocida como raíz embrionaria.

Las raíces secundarias, terciarias y otras raíces laterales se ramifican de la raíz principal a medida que continúa creciendo.

La raíz principal también es más gruesa que las otras raíces y dura toda la vida del cactus.

Raíz lateral

La mayoría de las raíces de cactus son laterales, también conocidas como raíces adventicias.

Las raíces laterales son sistemas extensivos de raíces de crecimiento externo que se ramifican en todas las direcciones desde la raíz primaria o raíz principal.

Estas raíces son esenciales para la supervivencia de los cactus, especialmente en el desierto. Por lo general, son de corta duración si se comparan con la raíz primaria.

Las raíces laterales tienden a alimentarse en superficies poco profundas y en la mayoría de los casos, lo que se ve es una bola de raíces.

Son delgadas y con forma de cabello y se forman en racimos.

Esto les permite absorber la mayor cantidad de agua posible cuando llueve.

Las raíces laterales a menudo crecen únicamente en el primer medio metro de profundidad de tierra, donde pueden absorber rápidamente el agua incluso desde una luz clara.

Cactus-saguaro

Un ejemplo de esto se puede ver en el cactus Saguaro (fotografía anterior), que por cada metro de alto, puede desarrollar un sistema de raíces con una extensión de hasta 2 metros, pero no crecerá por debajo del primer metro de suelo.

Un cactus Saguaro adulto puede desarrollar un sistema de más de 15 metros. Imaginas la longitud y densidad de sus raíces?

Como ves, son esenciales para su supervivencia.

En una relación cohesiva con el cuerpo, las raíces poco profundas de un cactus recogen la mayor cantidad de agua posible cuando llueve.

Ese agua se almacena dentro del cuerpo del cactus y la raíz principal, que luego se usa durante los períodos secos.

Así es como un cactus puede sobrevivir años sin lluvia.

A diferencia de la mayoría de las plantas, los cactus no tienen hojas verdaderas. Tienen lo que se llaman hojas modificadas en forma de espinas y escamas.

En una planta típica, los estomas se encuentran en las hojas, pero en los cactus se encuentran en el cuerpo o tallo de la planta.

Los estomas en los cactus funcionan de manera diferente a los de las plantas regulares. En lugar de abrirse durante el día, los estomas de un cactus se abren por la noche.

Esto asegura que no pierdan agua valiosa al calor del desierto.

Adaptación de los cactus a condiciones desérticas

Cactus-desierto

Los cactus han desarrollado varias formas de adaptarse a las duras condiciones del desierto. Además de sus diferencias únicas en cómo funcionan sus estomas, el tallo también tiene un recubrimiento ceroso que ayuda a mantener el agua en el cactus.

Las raíz de un cactus puede adaptarse a las condiciones en tiempo real:

  • Durante los períodos húmedos, la raíz de un cactus crecerá más para absorber la mayor cantidad de agua posible.
  • Durante los períodos secos, el cactus esencialmente “cortará” las raíces para evitar la pérdida de agua en el suelo circundante y preservará su suministro de agua.
raices

Los que tienen raíces primarias, como el gigante Cereus Mexicano o Carnegiea gigantea, no sólo pueden alcanzar agua y nutrientes ubicados en las capas del subsuelo, sino que también pueden almacenar alimentos y agua en esas raíces principales bajo tierra, lejos del calor y el aire seco del desierto.

La raíz principal también ayuda a anclar y sostener la planta, evitando que se vuelque durante los eventos de vientos fuertes.

Algunas de estas primarias pueden ser más grandes en masa que el propio cactus.

Todos estos rasgos no solo hacen que los cactus sean altamente adaptables en condiciones de desierto seco, sino que también los hacen fáciles de cuidar para las plantas de interior.

Es igual que un cactus tenga sólo unas pocas principales grandes o un gran sistema de raíces laterales fibrosas, todas tienen el mismo propósito final: recoger la mayor cantidad de agua posible.

Imágenes de la raíz de los cactus

Te invitamos a que conozcas unos de los cactus más bellos y exóticos:

error: Contenido con copyright.